Indexamos aún más las carteras


Junto con nuestro comité asesor, hemos decidido modificar la composición de nuestras carteras modelo de fondos inversión (los planes de pensiones están sin cambiar). No se trata de un cambio táctico, ni de intentar ser más listos que los demás anticipando un cambio de mercado. Todo lo contrario: nuestro objetivo es avanzar en una indexación aún mayor de las carteras para que reflejen aún mejor la riqueza mundial, y de esta manera ofrecer a nuestros clientes una cartera aún más diversificada.

En particular hemos adoptado las siguientes mejoras:

  • Repartir mejor el peso en renta fija entre bonos de gobiernos y bonos de empresas para reflejar mejor el reparto de mercado (70% gobiernos y 30% corporaciones).
  • Repartir el peso en acciones de EEUU, Europa, Emergentes y Japón para reflejar mejor el reparto de mercado de renta variable global (55% EEUU, 23% Europa, 10% Emergentes, 8% Japón y 4% otros).
  • Mantener la limitación que nos hemos impuesto de máximo 35% de la cartera en una misma clase de activo, para mayor diversificación y para evitar potenciales sobrevaloraciones de alguna clase de activo.

¿Qué cambios va a suponer en mi cartera?

Las carteras de menos de 10.000€, que incluyen dos fondos indexados, no se ven modificadas.

Las carteras de 10 mil euros hasta 100 mil euros cambian como se puede apreciar en la siguiente tabla:

 

Con estos cambios, las carteras de 10 a 100 mil euros quedan como está indicado en la siguiente gráfica:

Como se puede observar los mayores cambios ocurrirán en los perfiles medios (del 4 al 7) para los cuales se incrementará el peso de los bonos corporativos en detrimento de los bonos de gobiernos y los bonos ligados a la inflación. Este cambio, va a suponer un ligero incremento de la rentabilidad esperada y del riesgo de estos perfiles.

Para las carteras de más de 100.000€:

Con estos cambios, las carteras de más de 100 mil euros quedan como está indicado en la siguiente gráfica:

Concretamente, estas mejoras suponen modificar los pesos de las distintas clases de activos en nuestras carteras (ver tabla detallada arriba):

  • Acciones Europa: entre 0 y +4 puntos
  • Acciones Estados Unidos: entre 0 y -4 puntos
  • Acciones Japón: se mantiene
  • Acciones Economías Emergentes: entre -1 y +3 puntos
  • Bonos empresas europeas: entre -3 y +15 puntos
  • Bonos gobiernos europeos: entre -4 y -11 puntos
  • Bonos ligados a la inflación: entre -4 y +7 puntos

En la página que detalla nuestro modelo de gestión, describimos con mucho detalle el proceso inversor de Indexa Capital. En resumen, nos basamos en unas estimaciones de rentabilidad y riesgo a largo plazo para cada clase de activo y calculamos las carteras que optimizan la rentabilidad para un nivel de riesgo predeterminado.

A partir de ahora, damos una mayor importancia al peso que tiene cada clase de activo en la riqueza mundial a la hora de estimar las rentabilidades esperadas. De esta forma aplicamos el modelo de Black-Litterman para extraer rentabilidades esperadas por el mercado, que utilizamos para calcular los pesos de nuestras carteras modelo a través del modelo de Markowitz. Usamos el resultado de estos dos modelos como base a la hora de confeccionar las carteras. Así, las carteras pasan a parecerse aún más a carteras representativas de la riqueza global.

Hacia unas carteras aún más indexadas y diversificadas

Nuestro objetivo con estos cambios es poder ofrecer a nuestros clientes unas carteras lo más indexadas posibles sobre el mercado mundial. Es la mejor manera de aumentar la diversificación, reducir la volatilidad de las carteras y, para un determinado nivel de riesgo, maximizar la rentabilidad.

Si ya eres cliente de Indexa con una cartera de fondos indexados

No tienes que hacer nada: en caso de que tu cartera se desviara en más de un 3% y más de 300€ de la nueva cartera modelo, se generarían automáticamente las órdenes de traspasos de fondos para mantener tu cartera lo más ajustada posible a su correspondiente cartera modelo. En caso de aportar más dinero a tu cuenta, tus nuevas aportaciones se invertirían automáticamente en la nueva cartera modelo.

Cómo contratar una cartera de fondos indexados con Indexa

Para probar nuestro servicio, te invitamos a responder a nuestro test de perfil inversor (2 minutos) para ver con toda transparencia qué servicio te podemos ofrecer y si te gusta lo que ves, contratar el servicio.

El Brexit y la importancia de la diversificación


Estamos actualmente asistiendo a una serie de eventos políticos de gran calado, en particular el hecho de que los ciudadanos británicos hayan votado a favor de abandonar la Unión Europea. Se trata sin duda de una mala noticia, que tendrá consecuencias importantes en el corto plazo y con seguridad traerá incertidumbre a los mercados financieros durante una buena temporada.

Derivada de esta incertidumbre, a lo largo del viernes pasado pudimos observar unos fortísimos movimientos en el valor de los activos, especialmente en los activos europeos más arriesgados. No obstante no todos los activos a nivel mundial sufrieron recortes simultáneamente, ni mucho menos.

En este post queremos volver a poner en valor la importancia de la diversificación usando el ejemplo de las carteras de Indexa Capital para comprobar como un suceso tan relevante a corto plazo puede tener un impacto mucho menor en tu cartera, si aquella está diversificada apropiadamente. Hacemos el ejercicio de empezar con una cartera muy poco diversificada y acabar con una más diversificada para ver el efecto que esto produce.

Para ello, utilizaremos la rentabilidad diaria de varias clases de activo y de 3 perfiles diferentes de Indexa en el día 24/06/2016. En el gráfico que mostramos a continuación, podéis observar estos datos.

Impacto del Brexit - Rentabilidad diaria del día 24/06/2016 en diferentes clases de activo y en 3 perfiles de Indexa
Impacto del Brexit” – Rentabilidad diaria del día 24/06/2016 en diferentes clases de activo y en 3 perfiles de Indexa

Empezamos por un inversor con muy poca experiencia financiera, que ha decidido invertir todo su patrimonio en acciones del Banco Santander. Podemos observar que en este caso el inversor ha afrontado unas pérdidas de casi un -20% en un solo día. Gran parte del negocio de esta entidad financiera proviene de Reino Unido a través de su filial Abbey, y los inversores temen que con el cambio político estos resultados se vean afectados en el corto plazo. Este es un doloroso ejemplo de cómo tener acciones de una sóla empresa (o un pequeño número de empresas), puede suponer un riesgo muy elevado para un inversor.

El siguiente paso en la diversificación sería comprar un fondo indexado a algún índice, digamos el IBEX-35. En este día el IBEX ha sufrido una caída superior al -12%, inferior a la obtenida por el Banco Santander pero aún muy abultada. El IBEX-35 es un ejemplo de índice poco diversificado, donde 5 acciones pesan más de un 50%. Estar invertido en el IBEX es muy similar a estar invertido en una pequeña cartera de acciones, por tanto la diversificación sigue siendo muy baja y con la mala suerte de que varias de estas compañías se verían directamente afectadas por una eventual salida del Reino Unido de la UE.

Para diversificar aún más, el inversor puede decidir invertir no sólo en España sino en toda Europa utilizando un fondo indexado (en el ejemplo de Pictet) que sigue el MSCI Europe en euros. Este índice incluye, además de todo los países de la zona euro, Reino Unido y Suiza. En este caso la rentabilidad que hubiera obtenido el inversor el 24/06/2016 sería aún -6,85%, una caída todavía bastante fuerte porque es toda la Unión Europea la que se ha visto afectada por la decisión, aunque sensiblemente mejor que una inversión en el IBEX o en el Banco Santander.

Prosiguiendo con su esfuerzo diversificador, el inversor podría haber invertido parte de su cartera además de en acciones europeas, en acciones norteamericanas (ej. S&P500 en Euros) y acciones de países emergentes (ej. MSCI EM en Euros), a través de fondos indexados de Vanguard. Como los inversores han estimado que estas dos zonas geográficas se verán mucho menos afectadas por el voto a favor del Brexit, las rentabilidades en euros son de un -1,5% aproximadamente, una caída significativamente menor que está dentro de los movimientos habituales de la renta variable.

Si además, este inversor hubiera dispuesto parte de su patrimonio en fondos de renta fija que sigan a índices, como bonos ligados a la inflación, bonos corporativos, o bonos gubernamentales, hubiera observado que los bonos ligados a la inflación hubieran bajado únicamente un -0,37% por el retroceso de las expectativas de inflación que han estimado los inversores, mientras que los bonos corporativos hubieran subido un 0,10% y los bonos de gobiernos un 0,28%. De esta manera los bonos habrían sumado rentabilidad a la cartera cuando más se necesita, una de las principales propiedades de los bonos. Como podéis observar, incluso en días tan negativos existen activos que se aprecian. Todos estos índices de renta fija son invertibles a través de fondos indexados de Vanguard con muy bajo coste.

En Indexa Capital, tenemos todo esto en cuenta a la hora de construir las carteras de los clientes. El resultado es que, a raíz del voto a favor del Brexit, un cliente muy conservador (ej. nuestra cartera modelo 1) ha obtenido una pequeña pérdida de capital de -0,14%, un cliente moderado (ej. nuestra cartera modelo 5) habría perdido un -1,36% y un cliente arriesgado (ej. nuestra cartera modelo 10) habría perdido un -2,47%. A pesar de que estamos hablando de rentabilidades negativas, y esto nunca son buenas noticias, se puede observar perfectamente el poderoso efecto de la diversificación. Se han limitado muchísimo las pérdidas en comparación con una inversión en el Banco Santander (-19,9%), en el IBEX (-12,35%) o en acciones europeas (-6,82%).

Con todo esto no queremos decir que diversificar vaya a dar siempre mejores resultados: a corto plazo una cartera poco diversificada a menudo tiene una rentabilidad mayor, pero en el largo plazo, como bien dijo en 1952 el premio nobel Harry Markowitz, el único almuerzo gratuito es la diversificación (“Diversification is the only “free lunch” in investing“)  y el desafortunado evento del Brexit nos lo ha vuelto a recordar.

→ Si aún no tienes cuenta con Indexa Capital, puedes probar gratuitamente nuestro test de perfil inversor y ver qué cartera modelo te gestionaríamos con máxima diversificación, y con costes radicalmente bajos.