Impacto del contrato contigo mismo


Hace ahora un año ofrecíamos a nuestros clientes la posibilidad de firmar un contrato consigo mismo. Este contrato es un compromiso libre entre el yo actual y el yo futuro de un cliente con el objetivo de paliar “el dolor” que generan las pérdidas, especialmente en aquellos clientes que no son totalmente conscientes de los vaivenes del mercado y no saben todavía poner en contexto los movimientos a corto plazo. A modo de ilustración, un cliente incluyó en su contrato consigo mismo el siguiente compromiso:

“Tras una fuerte caída me veré tentado a sacar mi dinero, pero no debo sacarlo y esperar a una nueva recuperación. Solo retiraré mi dinero si realmente lo necesito.”

La idea de este contrato con uno mismo es poder mostrar un mensaje de tranquilidad escrito por el propio cliente cuando solicite una retirada tras las caídas, para que recuerde su promesa y  piense una segunda vez si está actuando llevado por el miedo y el malestar de las pérdidas. El contrato busca también generar una pequeña reflexión en los inversores sobre el hecho de que invertir supone ver eventualmente pérdidas en tu cartera.

Tras un año especialmente turbulento en el que la tentación de vender para algunos clientes ha sido muy importante, llevados por el miedo durante lo peor de la crisis bursátil provocada por la COVID-19, podemos hacer recuento y revisar si efectivamente este contrato con uno mismo ha tenido efecto en el comportamiento de los clientes que lo han firmado.

La respuesta rápida es que sí ha tenido un impacto importante. Hemos calculado el porcentaje de clientes que han solicitado alguna retirada en los últimos 12 meses diferenciando entre los que han firmado el contrato y los que no. El resultado es el siguiente:

Del total de 23.417 clientes con cartera de fondos de inversión, un 11,6% han solicitado alguna retirada en los 12 últimos meses, entre el 19/10/2019 y el 19/10/2020.

De ellos, 702 han firmado un contrato consigo mismo, para intentar evitar ceder a la presión de vender en caso de caídas. De estos clientes con contrato consigo mismos, un 8,7% han solicitado alguna retirada en los últimos 12 meses.

Con ello, podemos observar que los clientes con el contrato consigo mismos, han retirado un 25% menos que los clientes en general (8,7 vs. 11,6).

Todos los clientes

Clientes con contrato consigo mismo

Clientes que han solicitado una o varias retiradas

2.726

61

Clientes con carteras de fondos

23.417

702

Porcentaje de titulares principales que han solicitado una retirada

11,6%

8,7%

Por tanto, es probable que las personas que firmaron un contrato consigo mismas tengan mayor capacidad de aguantar las pérdidas y no retirar que aquellos que no han firmado. Nada nos asegura que exista causalidad en esta relación, pero pensamos que la existencia del contrato es un factor que ayuda a reducir la “diferencia por comportamiento”.

Por esta razón queremos recordar que aquellos que no lo hayan hecho aún, pueden firmar el contrato accediendo a su Configuración de usuario > Contrato conmigo mismo. Quienes lo hayan firmado pueden consultar en esa misma sección lo que escribieron.

Como fuente de inspiración para los que vayan a firmar el contrato ahora, os mostramos algunas de las promesas que más nos han gustado:

“Estoy seguro de que los ahorros de mis hijos caerán un 25% o más en los próximos años y que aun así no voy a dejar de invertir. Inviertes por el desarrollo mundial.”

“Querido futuro yo: me comprometo a mantener la templanza en las caídas de mercado, es más, tomaré estos eventos cíclicos como oportunidad para realizar aportaciones de aún mayor valor.”

“Esto es una carrera de fondo. Keep investing!”

“Sé que mi cartera caerá en algún momento. Mi hermano pequeño me pidió que las inversiones no me quitaran el sueño.”

“Es una inversión a largo plazo. A largo plazo la bolsa siempre da beneficios. Por lo tanto, es un dinero que no necesito. Pase lo que pase, este será un dinero más que rentabilizado para 2050 (si sigo vivo).”

“Sé fuerte. Remontará.”

“Estoy viendo que la bolsa está a punto de caer, al menos un 10-12%. Cuando eso suceda, esto no me quitará el sueño. No rebajaré mi perfil de inversor ni retiraré mi dinero. Aguantaré como una estoica el temporal y seguiré metiendo dinero.”

“¡NO VENDAS INSENSATO! ¡AGUANTA!”

“Time is your friend; impulse is your enemy. John C. Bogle. “The historical data support one conclusion with unusual force: To invest with success, you must be a long-term investor.” John C. Bogle. “We don’t have to be smarter than the rest. We have to be more disciplined than the rest.”. Warren Buffett. “Much success can be attributed to inactivity. Most investors cannot resist the temptation to constantly buy and sell.” Warren Buffett. “Far more money has been lost by investors preparing for corrections, or trying to anticipate corrections, than has been lost in corrections themselves.” Peter Lynch.”

7 comentarios en “Impacto del contrato contigo mismo

  1. Estimado Unai, seguramente no es aquí donde tengo q hacer la pregunta, mis disculpas por ello, pero ya q me habeis dado la oportunidad, voy a trasladaros unas reflexiones/preguntas q me gustaría tuvieran respuesta.
    Recienteme habeis aumentado a 3000€ el mínimo necesario para entrar en vuestos F.I. o P.P.
    con la justificación de q por debajo de ese umbral la invresión no cubre gastos; vaya por delante q yo y mi hija logramos abrir cuenta unos meses antes, a dia de hoy superamos la cantidad citada.
    1) no creeis q esta estrategia rompe la confianza q Indexa había suscitado en el pequeño inversor?
    2) esta decisión frenó el número de apertura de cuentas?
    3) no pensais q cabe la posibilidad de q Indexa tenga q volver a bajar ese umbral?
    4) tal decisión ha sido efectiva para aumentar (por nuevo ingreso de capital vs cliente) del capital bajo gestión y por tanto la rentabilidad de la firma?
    No me atrevería a escribiros este correo sino fuera por la transparencia q Indexa y personalmente tú, Unai, haceis gala.
    Gracias por anticipado,
    Manuel fernández

    Me gusta

    1. Buenos días Manuel,

      Muchas gracias por tu mensaje. Como bien indicas, la principal razón que nos llevó a a tomar la decisión de aumentar el mínimo es que por debajo de 3.000€ con las bajas comisiones que cobra Indexa (de media 0,23%) no cubrimos ni los costes directos regulatorios. La mayoría de los clientes van aumentando la inversión inicial pero un porcentaje significativo no lo hacen lo cual hace que tengamos un número importante de clientes que generan pérdidas recurrentes. En el post https://blog.indexacapital.com/2020/06/10/aumentamos-inversion-minima-3000-euros/ están todos los detalles. Sobre tus cuestiones concretas:
      1) No creemos que rompe la confianza porque pone de manifiesto que Indexa quiere ofrecer un muy buen servicio de inversión aun coste muy bajo de manera sostenible para siempre, y para eso es necesario un modelo de negocio sano en el que no haya cuentas a pérdidas para Indexa
      2) Efectivamente, este movimiento frenó la apertura de cuentas en aproximadamente un 50%
      3) Mientras no se reduzcan los costes regulatorios de la gestión de carteras no creemos que volvamos al mínimo anterior
      4) El cambio ha supuesto una mejora sustancial y ahora el crecimiento de Indexa es mucho más sano y sostenible.

      Si tuvieras cualquier otra duda encantado de comentar.

      Un saludo

      Unai

      Me gusta

  2. Y no creéis que aquellos que deciden firmar el contrato son gente que ya estáconcienzada de la importancia de no dejarse llevar por los vaivenes del mercado en el corto plazo, y que la firma del contrato es más una muestra de ello?

    Me gusta

  3. Buenos días @jfisbein,

    Sin duda tienes razón en el punto que indicas. En el artículo ya procuro mencionar esto cuando comento que “Nada nos asegura que exista causalidad en esta relación, pero pensamos que la existencia del contrato es un factor que ayuda a reducir la “diferencia por comportamiento”.”

    No tengo claro cómo se podría extraer el efecto real del contrato en la mejora del comportamiento de los inversores, pero en cualquier caso pensamos que el contrato algo ayudará.

    Un saludo

    Me gusta

  4. Llevo año y medio en indexa y reconozco que me asusté en las caidas de marzo y bajé el nivel de riesgo, pero he seguido haciendo aportaciones mensuales desde marzo y se ha recuperado a positivo perfectamente. El error fue bajarlo, pues estaria mucho mas en positivo. Asi que ya no lo toco mas. Lo digo x si le puede servir a alguien, eso de intentar predecir el mercado es dificil, aunque el periodo alcista sea de noviembre a enero nunca se sabe(como en 2018)…..un saludo a todos

    Me gusta

  5. Muchas gracias josealex por tu comentario y por tu trasparencia. El error que cuentas es muy habitual y muchas veces la decisión que se toma después es directamente dejar de invertir.
    En tu caso has hecho sin duda lo correcto: asumir que es mejor no tocar y realizar aportaciones periódicas.
    Un saludo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .